Articulos / Noticias

María Pía Silva jurará como ministra del TC el próximo 13 de julio

29 de junio 2018

Designada por la Corte Suprema:
Fue elegida este lunes en la vacante que dejó la magistrada Marisol Peña.
La nueva magistrada del tribunal expuso el lunes ante la Corte Suprema y dijo que esperaba aportar con su experiencia en materia constitucional.

La ministra electa del Tribunal Constitucional (TC), María Pía Silva Gallinato, jurará en su cargo en una ceremonia que tendrá lugar el próximo viernes 13 de julio al mediodía.

La profesora del departamento de Derecho Público de la UC y discípula del fallecido constitucionalista Alejandro Silva Bascuñán fue escogida el lunes por el Pleno de la Corte Suprema, en la vacante que dejó la ministra Marisol Peña.

La nueva magistrada debe, antes de asumir, resolver algunos temas pendientes. Uno de ellos era su renuncia a la militancia de la Democracia Cristiana, partido en el que presidió la comisión sobre el proceso constituyente.

Otra de las gestiones pendientes era disolver su participación en el estudio jurídico en el cual era socia. Silva podría continuar realizando sus clases de pregrado donde imparte el ramo de Acciones y Recursos Constitucionales en la UC.

Un magistrado del Tribunal Constitucional, en paralelo a su labor en el organismo, solo tiene permitido ser docente por un par de horas a la semana. Así ocurre con la mayoría de los integrantes del organismo.

Falta un ministro

Para completar la integración del TC solo falta el nombramiento que hace el Presidente de la República por la vacante que dejó en abril pasado el ministro Carlos Carmona.

De los diez ministros que integran el TC, tres son elegidos por el Mandatario en ejercicio; cuatro, por el Senado (dos de ellos directamente y otros dos a propuesta de la Cámara de Diputados). La Corte Suprema designa a tres de los integrantes en votación secreta, pero con un concurso público.

SUPLENTES
El Senado tiene pendiente elegir a los dos ministros suplentes. El Gobierno envió los nombres de Rodrigo Delaveau y Álvaro Fuentealba.

Fuente: El Mercurio, viernes 29 de junio de 2018